Yoga Restaurativo

El yoga restaurativo es una práctica que busca una relajación profunda a nivel físico,
mental y emocional.
Partiendo de un posicionamiento de aquí y ahora al comienzo de las clases y un calentamiento general, se trabajan las asanas (posturas) intentando poco a poco y con la práctica, una correcta alineación del cuerpo; lo esencial es ir tomando consciencia del propio cuerpo y así obtener los beneficios de la postura , permaneciendo en ellas el tiempo necesario.
Se realizan también secuencias de posturas , como el Saludo al Sol, Asthanga y Vinyasa Yoga, ejercicios de soltar tensión acumulada, incluyendo prácticas de respiración (Pranayamas) que hacen que tu mente se mantenga disfrutando del momento presente y que estes firme en el “aquí y ahora” siendo la iniciación a la meditación.
Se finaliza con una relajación profunda, aliviando la fatiga física, psíquica y corporal, haciéndote recuperar padecimientos crónicos relacionados con el dolor, mitigando los síntomas de depresión y ansiedad.
Este tipo de yoga activa el sistema nervioso parasimpático por lo que es muy efectivo para aliviar tensión, fatiga y estrés y proporciona una atención más efectiva.
En la actualidad, muchos maestros de yoga recomiendan alternar prácticas de yoga riguroso o muy físicos, con prácticas de yoga restaurativo, no sólo por los beneficios físicos o emocionales que conlleva sino porque el yoga restaurativo permite profundizar en las asanas y alinear el cuerpo sino porque además su práctica se ha visto asociada a una mayor quema de grasa, creando apoyo para una relajación profunda y en las secuencias se movilizan movimientos de la columna de extensión, flexión, rotación y extensión lateral.
Entre los múltiples beneficios que aporta el yoga restaurativo esta la estimulación y relajación de órganos internos, se toma de consciencia de la energía de nuestro cuerpo; de manera que no la desperdiciemos o hagamos uso excesivo de la misma.
Incrementa la atención, ralentiza el ritmo de vida, mejora la flexibilidad, estimula el sistema inmune y relaja la mente.
En la relajación, visualización y respiración consciente del yoga restaurativo disminuyes el ritmo cardiaco y la presión arterial; al regular la respiración ayudas a una mayor oxigenación de tus células y el cerebro. Reduces la tensión muscular lo que contribuye a mejorar algunas condiciones del dolor, reducirás tu adrenalina, reforzarás tu sistema inmune, lograrás un estado de descanso profundo y una mayor calidad del sueño, conectarás con tu paz interior que hará que tengas una mayor claridad mental para resolución de problemas y más capacidad empática, generarás pensamientos positivos e incrementarás tu sensación de seguridad y autoconfianza.
yoga restaurativo